Algunas veces el motivo de consulta no se refiere a un niño específicamente sino a una situación de pareja o una situación familiar compleja: separaciones y divorcios, pero también otras circunstancias vitales que afectan al conjunto de la familia como una enfermedad o una pérdida de uno de sus miembros y en estos casos una intervención temprana puede allanar los problemas y evitar que generen mayor patología.

 

Solicitar información y programas:

91 309 12 93 / 620 610 372  |  info@margaritaznarpsicologia.es